9.28.2009

¿Cómo reconocer a una persona responsable y sacrificada?


Con los Sugus.

Las personas que se comen los Sugus amarillos de la bolsa son seres altruistas y desinteresados.



(También sirve para reconocer a los angurrientos y a los de pésimo paladar, pero se entiende)

9.23.2009

Alta lectura

Microcentro al mediodía.

Yo
Acompañame acá a una cuadra, hay una librería en liquidación.
Amiga que adoro
Uf, yo antes leía un montón...ahora no tengo tiempo.
Yo
¿En serio? No sabía que te gustaba leer.
Amiga que adoro
¡Sí! Tenía la colección completa de Danielle Steel.

9.07.2009

Al principio Tomás quería ponerle Bismarck, pero me opuse.

El Tomás y yo trajimos un gatito de la calle.
Es llamativo que, con la locura que yo tengo por las palabras, me cueste tanto elegir el nombre del felino en cuestión. Al principio sugerí: "Cuando el veterinario diga si es macho o hembra, le ponemos Hansel o Gretel".
Resultó ser macho. Empecé a llamarlo Hansel, pero con el tiempo tuve que enfrentar la realidad: no tiene cara de Hansel. Ni a palos, eh, en serio. Un siamés podría llamarse así, pero éste creánme que no.
El Tom sugirió entonces Bambuco. El gatito tiene cara de Bambuco, pero yo no logro memorizarlo. Me sale Bauducco, como la marca de las obleas dulces. Entonces opiné que si queríamos ponerle nombre a la María Elena Walsh, podría llamarse Osías. También le queda lindo. Pero no logramos acostumbrarnos. No nos sale.
En estos días posteo una foto para que lo puedan ver. Espero sugerencias.

9.03.2009

Más redefiniciones de la moda

Frederick Jameson dijo que el choque entre la nostalgia posmodernista y las necesidades del mercado generaron una estilística nueva, donde no se reproduce el pasado tal cual era, sino una "idea del pasado". Entonces,

Si la camisa que tenés puesta se parece a la de tu abuela, es retro.
Si tu saco está apolillado y roto, es vintage.
Y si creés que lo compraste en una feria americana, estás equivocado: fue en una "feria vintage".

Así, el reciclaje y el pastiche se vuelve cuestión de usar palabras más o menos cancheras y bonitas.